8 de octubre de 2008

PS2: God of War

Cómo mi XBOX 360 aún está de camino a casa he aprovechado para jugar a uno de los grandes clásicos de PS2 que tenía pendientes, God of War, publicado por Sony America y creado por David Jaffe. La verdad es que después de devorar la versión para PSP le tenía ganas.

Nos encontramos ante un frenético beatem'up con elementos de aventura ambientado en la mitología griega. En este juego deberemos manejar a Kratos, el brazo fuerte de la ley de los dioses del Olimpo, para que ponga en su sitio a Ares, dios de la guerra.

Para ello deberemos atravésar una serie de fases al más puro estilo Devil May Cry, aunque bueno, vez de manejar a un chulillo de pub japonés esta vez manejaremos a Kratos, el griego más parecido a Conan el bárbaro que ha parido la industria de los videojuegos.

Nuestro personaje dispone de dos espadas encadenadas con las que puede realizar todo tipo de combos. Conforme la aventura avance iremos aprendiendo más y más combos que convertirán el deshuelle de enemigos en un ejercicio de gimnasia rítmica.

Disponemos también de la magia que nos dan los dioses gracias a la cual podremos utilizar el poder del rayo, la electricidad, convertir a los malos en piedra, etc. Asímismo también podremos entrar en un modo furia con el que repartiremos estopa por doquier.

A lo largo GOW nos encontraremos además con una serie de enigmas sencillos pero con sustancia. También nos enfrentaremos a momentos QTE en el que deberemos pulsar el botoncito en el momento adecuado. Ah, y hay también muchos momentos plataformeros que no desmerecen para nada el conjunto.

A nivel gráfico el juego es insuperable, de no ser por la baja resolución no parecería un juego de PS2. Todo en él, las texturas, la dirección de arte, la animación de los personajes, la iluminación, la fotografía, etc. es de un nivel que raya la perfección. Es sencillamente increíble.

La banda sonora es magistral, digna de cualquier película. En cuanto a las voces está completamente doblado al castellano, aunque algunos actores de doblaje no han dado con el registro adecuado.

En cuanto a la dificultad es un juego asequible, progresivo, viciante... y además si te atascas en un sitio te dan la oportunidad (como en Devil May Cry 3) de bajar la dificultad de los combates.

Para redondear el DVD el juego trae una serie de extras muy buenos que no voy a desvelar aquí :)

En cuanto a los aspectos criticables salvo la voz de algún personaje que no ha sido doblado con cariño el juego es perfecto, de 10, a cada fase sorprende más y más siempre subiendo las cotas de diversión. Para mí uno de los 3 mejores juegos de PS2.

Imprescindible.

Valoración: 9.5/10

No hay comentarios: